PRESENTACIÓN

Alexandre Lemaire entiende el espacio como un lugar donde confluyen significados y afectos entre los objetos y los sujetos que los habitan. Como  arquitecto y diseñador de interiores francés, explota su sensibilidad en su profesión y en su propia forma de vida. Desde el inicio de su carrera decorativa ha entendido y apreciado el protagonismo creativo de la luz, lo que lo ha llevado a enamorarse de las lámparas, convirtiéndose en un auténtico y apasionado coleccionista. 

 

Desde los 6 años de edad encontró una manera de apropiarse del mundo a través de pequeños rituales de recolección. Timbres postales, monedas, soldaditos de plomo, pins y cajas de cerillos fueron sus primeros encuentros selectivos que le dieron un significado al mundo. Bajo este ejercicio de reunión y valoración de los objetos, Lemaire comienza a coleccionar de manera ordenada: lámparas, artículos domésticos, floreros, ceniceros, encendedores, changos, relojes, objetos decorativos, mobiliario, artefactos industriales y muchas curiosidades más.

 

La adquisición representa un proceso de búsquedas, observación y encuentros fortuitos del coleccionista con sus hallazgos. En el momento de la selección prevalece la importancia en la relación que se establece entre la pieza y sus cinco sentidos. Así, nace Eye Collection.

 

La colección habita en el Hotel de Milton título que Alexandre Lemaire da a su residencia de los años 50. Las piezas crean ambientes llenos de carácter con algunos toques de humor y mucho ingenio. Todas ellas provienen de épocas distintas, desde los inicios del siglo XX en la década de 1920 hasta finales de los años 70. Periodos y modas distintas reunidas en un espacio donde cohabitan sin problema siguiendo el gusto exquisito del coleccionista. La convivencia íntima con los objetos permite que revivan y sean resignificados. Este diálogo entre los objetos y el espectador hace posible una conexión con la historia al generar experiencias alucinantes investidas de memorias de un pasado no muy lejano.

 

Eye Collection se presenta como un conjunto integral de artes aplicadas, decorativas y de diseño del siglo XX. Alex Lemaire nos invita a imaginar y experimentar el coleccionismo como un arte de vivir un mundo de encuentros íntimos con objetos inexplicablemente fascinantes.